RRC / Club / HISTORIA / CAPITULO 3

HISTORIA / Cap. 3 El Racing en los años previos a la Liga (II)

1920-21 - El éxito del fútbol español en Amberes (medalla de plata) avivó la afición por este deporte. Uno de los que consiguieron la medalla de plata para España, Francisco Pagazaurtundúa, era bien conocido en Santander, por sus actuaciones con el equipo arenero, del cual llegó al Racing meses antes de disputarse los Juegos Olímpicos. De hecho, Pagaza, nombre con el que se le conocía deportivamente, estudiaba desde 1917 en Santander y participaba en amistosos con el equipo santanderino. Con motivo de la apertura de la temporada, el 19 de septiembre y después del partido amistoso ante el Izarra de Éibar, le fue ofrecido un banquete y un homenaje en el restaurante El Centro. No fue buena la temporada que quedo clasificado en último lugar del grupo, teniendo que jugar la promoción de permanencia a doble partidocon el Baracaldo, campeón de la Serie B. Se impusieron los racinguistas en los dos encuentros 3-2 en la localidad fabril y 4 a 0 en la vuelta. Por entonces, ya tenía el Racing su primer entrenador: Mr. Pentland, exinternacional con Inglaterra y que había preparado a la selección francesa para los Juegos Olímpicos de Amberes. Su contrato era millonario para aquellos años, 1.000 pesetas al mes durante nueve meses y un partido de beneficio.

 

1921-22 - El verano de 1921, iba a quedar marcado por una catástofre de dimensiones inauditas: los cabileños del Protectorado de Marruecos se sublebaban y propiciaban lo que se conoció como el "desastre de Annual". Las listas de muertos y heridos llenaban las páginas de los periódicos. El Gobierno se vio obligado a dimitir. Pronto se produjo una reacción patriótica de solidaridad con los heridos de África. La Federación ordenó que se organizaran partidos benéficos en su favor. De esta forma, la temporada se inauguró con un partido benéfico-patriótico entre el Athletic Club y el Santander Racing Club el 4 de septiembre. El campo, con la presencia de la Reina Victoria, el Principe de Asturias y el Infante Jaime, presentaba un aspecto impresionante. El Racing vencería por 1 a 0, en una tarde que tuvo más de fiesta social que de fútbol. Poco después, el club recibiría de manera oral el título de Real, tras haber concedido su presidencia de honor a S. A. R. el Príncipe de Asturias. El Racing formaba de nuevo en la Serie A, junto con otros cuatro equipos: Athletic, Arenas Club, Deusto y Erandio. La actuación de nuestro equipo en el campeonato fue magnífica, notándose en él la mano del nuevo preparador, Mr. Pentland, que consiguió desterrar el juego individual y los regates a los que eran tan aficionados los jugadores racinguistas. Impuso un estilo inglés, de pases largos, al hueco, velocidad y anticipación que tan buenos resultados dieron. Se tuvo ocasión de quedar campeones pero en el decisivo encuentro ante el Arenas Club de Guecho, éstos ganaron por 2 a 1 con un gol en los últimos minutos del partido. En estos años posteriores a la Primera Guerra Mundial, estaba de moda la gira de conjuntos extranjeros por España. Traían un estilo nuevo que atraía a los espectadores. Nos visitaron el Nürenberg alemán, el Hartlepools inglés, el St. Mirren escocés y el Neuchatel suizo. En conjunto, una brillante temporada para el Racing, que había sido hábilmente dirigido por Mr. Pentland, que supo dar al conjunto de un nuevo estilo, basado principalmente en una excelente preparación física.

 

1922-23 - Este año se va a producir un hecho de gran importancia para el futuro inmediato del Racing. En una reunión celebrada en Bilbao el día 16 de julio de 1922, la asamblea de clubes decide cambiar el nombre de Federación Regional del Norte por Federación Vizcaína. Esta situación, verdaderamente localista, no podía aceptarla el Racing, por lo que decidió apartarse de la misma y, solicitar, junto a otros clubes regionales, la formación de la Federación Cántabra. A partir de ahora y hasta la creación del Campeonato Nacional de Liga, se iban a tener que conformar con poco más que entrenamientos, en los encuentros que iban a disputar para el Campeonato Regional, a excepción de la rivalidad que se originaba cuando había de enfrentarse a la Gimnástica de Torrelavega. Como el campeonato Regional de primera categoría sólo estaba compuesto esta temporada por tres equipos, quedaban innumerables fechas libres que fueron cubiertas por una gran cantidad de partidos amistosos, jugados casi todos ellos en Santander. En enero hace el Racing una excursión a tierras levantinas donde pierde los dos encuentros que disputa contra el Valencia, y venciendo en uno y perdiendo el otro de los disputados en Alicante.

 

La temporada también fue pródiga en visitas a los Campos de Sport de diversos equipos extranjeros como el Imperio Lisboa Club, el Fürth y Essener Turnerbund germanos, el F. T. K. de Budapest, el Nelsón F. C. inglés y el Chechnik checoslovaco. Entre los equipos españoles que disputaron amistosos en los Campos de Sport, el que más expectación levantó fue el Español, que contaba en sus filas con el legendario Zamora. Los delanteros racinguistas no consiguieron batirle en ninguno de los dos partidos que disputó.

 

1923-24 - El año deportivo fue escaso en cantidad y calidad de acontecimientos en lo que al Racing se refiere. El Campeonato Regional lo volvieron a integrar los equipos de la Unión Montañesa, la Gimnástica de Torrelavega y el Racing, con la diferencia de que en esta ocasión, el Racing sólo pudo superar a la Unión Montañesa por el "gol average". También se prodigaron menos los partidos amistosos, destacando entre ellos la victoria en Romo frente al Arenas Club por 2 a 1 y, sobre todo, ante la Real Sociedad en Atocha por 4 a 3, lo que constituyó la primera victoria del Racing ante ese conjunto. En los amistosos ante equipos extranjeros, cabe destacar las visitas del Vasas de Budapest, el F. T. Freiburgo suizo y el S. K. Meteor de Praga.

 

1924-25 - La temporada se inicia con la disputa del trofeo "Copa Palestra", que esta revista otrogaba al vencedor del encuentro Racing-Gimnástica. El equipo de la capital se imponía por 2 a 0. Estos dos clubes mantenían un pleito con la Federación Cántabra desde la temporada anterior, que había desembocado en la prohibición de que ambos participasen en el Campeonato regional, no permitiéndoles además que se enfrentasen contra conjuntos de otras regiones. Sin embargo, después de múltiples reuniones, al final se impuso la cordura y ambos volvieron al seno de la Federación, previo pago de las sanciones que se les habían impuesto. Para el Campeonato de España, le correspondía al Racing competir con los campeones de Vizcaya y Guipúzcoa, que eran Arenas Club y Real Sociedad respectivamente y, en efecto el Racing no estaba debidamente fogueado para contender contra conjuntos de tal potencial. Quedó campeón el Arenas, pero al Racing le cupo el honor de no caer batido ante ese equipo en ninguno de los partidos de campeonato en que se enfrentaron. La gran temporada del delantero Óscar, pletórico de fuerza y empuje, hizo que el seleccionador nacional se fijase en él y le hiciese debutar en el partido España-Portugal que se celebró en Lisboa el 17 de mayo de 1925 y que concluyó con victoria de España por 2 a 0. Oscar dio el pase del primer gol y consiguió el segundo.

 

1925-26 - En el mes de octubre comienza el campeonato regional, que de nuevo está compuesto por siete equipos, con el consabido desnivel de juego que le quita desde el principio todo el interés. En el Campeonato de España, se quedo clasificado en 2º lugar empatado con el Athletic Club, por detrás del campeón, el Real Unión Club de Irún. Pese a no clasificarse para los cuartos de final de la Copa del Rey, el juego del equipo en estos años se asimilaba al de los mejores conjuntos de la Península. Esta temporada se introdujo una novedad en el reglamento: el fuera de juego se producía cuando entre el delantero más avanzado y la puerta contraria sólo había un contrario. Hasta aquel momento habían sido precisos al menos tres defensores para no incurrir en la infracción. Mister O´Connell adiestró rápidamente a los defensores racinguistas para maniobrar dejando a los delanteros en fuera de juego. Pronto Santiuste y Naveda asimilaron esta táctica, siendo verdaderos maestros en la favorable utilización de la misma.

 

1926-27 - El profesionalismo empieza a tomar aspecto oficial. Esta temporada los clubes comunican a la Nacional la lista de jugadores aficionados y profesionales. Se habla ya de organizar un torneo de Liga de carácter nacional, pero los clubes no se ponen de acuerdo en qué equipos deben disputarla. El Racing tiene que conformarse con jugar el campeonato regional, cada vez más carente de emoción. Sólo los enfrentamientos con la Gimnástica de Torrelavega tienen algún aliciente. La diferencia entre el Racing y el resto de los equipos fue esta temporada mayor que nunca. Venció de forma aplastante en todos los encuentros. Sin embargo, el juego del equipo dejó mucho que desear a pesar de las continuas goleadas. En el mes de febrero se comenzó a jugar el Campeonato de España. Le correspondió jugar al Racing en un grupo en el que incluían, además el Real Sporting de Gijón, el R. C. Deportivo de La Coruña y Unión de Valladolid. Se terminó en una pobrísima tercera posición, con 1 victoria, 2 empates y 3 derrotas. Los Campos de Sport iban a ser testigos del primer partido internacional jugado en Santander. Se jugó el 17 de abril de 1927, ante Suiza con una gran expectación (el aforo totalmente ocupado). Se ganó por 1 a 0 siendo además, Oscar, el único jugador racinguista, el autor del tanto.

 

1927-28 - Siguen las discusiones entre los clubes para organizar un Campeonato Nacional de Liga. Después de una tumultuosa asamblea, no hay acuerdo entre "minimalistas" y "maximalistas". Aquellos pretenden un campeonato de Liga reducido a los equipos que en alguna ocasión se hayan proclamado campeones de España. Son sólo seis clubes: Athletic Club, Arenas Club, Real Madrid F. C., Real Sociedad, F. C. Barcelona y Real Unión Club de Irún, que deciden disputar una liga que se llamó "mínima" o "minimalista". Otro grupo de nueve, entre los que está el Racing, van a participar en una liga más amplia y que entonces se llamó "máxima" o "maximalista". Este campeonato careció de todo interés. Parte de la liga se disputó al principio de temporada, intercalando sus partidos entre los respectivos campeonatos regionales, y el resto, se disputó, ya en el mes de julio, una vez concluido el Campeonato de España. De febrero a abril, se jugó el Campeonato de España, Copa del Rey. El Racing quedó incluido en el 2º grupo, junto a, Real Madrid, Athletic Club de Madrid, Athletic Club de Bilbao, C. D. Alavés y Sociedad Gimnástica, es decir, los campeones y subcampeones de Vascongada, Centro y Cantabria. El Racing, bajo la dirección de Mr. O´Connell, tuvo una actuación más que notable, estando a punto de clasificarse para la fase final.


RRC / Planificación Semanal

22 ENE

00:00h ·

Partido *

Jornada 22 Pontevedra CF SAD - Real Racing Club SAD

29 ENE

00:00h ·

Partido *

Jornada 23 Real Racing Club SAD - Racing Club Ferrol SAD

05 FEB

00:00h ·

Partido *

Jornada 24 Burgos CF - Real Racing Club SAD

12 FEB

00:00h ·

Partido *

Jornada 25 Real Racing Club SAD - CD Lealtad de Villaviciosa

19 FEB

00:00h ·

Partido *

Jornada 26 Real Valladolid CF - Real Racing Club SAD

Ver agenda